Monday 1 March 2021
  • :
  • :

Plan de regularización de campamentos

Plan
de regularización de campamentos

 

·        
Durante estos días se aprobó el expediente del
loteo de la población María Figueroa en Rocuant, el cual pasará a formar parte
del Plan Regulador Comunal, obteniendo todos los beneficios de urbanización.

 

Durante estos días y en el marco de la reconstrucción
del incendio ocurrido el 24 de diciembre del 2019 (24D) en los cerros Rocuant,
Ramaditas y San Roque, se aprobó el proyecto de loteo de la población María
Figueroa en Rocuant, lo que va a permitir generar que la calle principal sea un
bien nacional de uso público, lo que habilita a las familias damnificadas a
solicitar el permiso de edificación para la reconstrucción de sus anheladas
viviendas. Junto con ello esta población pasará a formar parte del Plan
Regulador Comunal, y se podrán ejecutar los proyectos para la urbanización.
Este es un hecho inédito, puesto que el sector llevaba más de 50 años esperando
ser regularizado, son más de 50 familias, de las cuales 17 fueron afectadas por
el incendio 24D. Esto sienta un precedente para contribuir también a la tan
necesaria tarea de regularizar los campamentos de la comuna.

 

En Valparaíso existen, al menos, 76 campamentos y 12
de ellos se encuentran emplazados en terrenos municipales. Es por lo anterior,
que la Alcaldía Ciudadana, con el fin de contribuir a mejorar la calidad de
vida de los vecinos y vecinas, ha impulsado el Plan de Regularización de
Campamentos. Lo que busca este plan, a corto plazo, es regularizar poblaciones
y asentamientos teniendo en cuenta el mejoramiento de la ciudad y la vida de
los porteños; tratando de evitar la erradicación de las familias desde los
lugares donde han desarrollado su vida.

 

Lo que ocurre al regularizar los lugares de uso
privado y comunitario, como calles o plazas, es que los primeros pasan a ser
propiedad de las personas y los segundos se convierten en bienes nacionales de
uso público. En relación a lo anterior, esta modificación permite que las
vecinas y vecinos puedan optar a fondos para el mejoramiento de sus viviendas y
barrios y, en general, acceder a los servicios básicos de la ciudad.

 

Por parte del Estado el ministerio de vivienda y
urbanismo cuenta con un programa a cargo de dar solución definitiva a las
familias que viven en campamentos llamado “Programa Asentamientos
Precarios”.  Este programa, al menos en
la comuna de Valparaíso, no ataca lo profundo y real del problema. Es por ello,
que el municipio porteño lo que ha planteado a este programa, es que el
problema no está en la vivienda, ya que las familias que habitan los
campamentos tienen sus residencias, lo que necesitan es la dotación y provisión
de suelo urbanizado que no es más que tener acceso y derecho a la ciudad.

 

Asimismo, a diferencia de los planes que maneja el
Estado, desde el municipio no se cree que la solución sea erradicar a las
familias del lugar donde viven y desplazarse a sectores más alejados, amparados
en la lógica de dejar estas soluciones en manos de privados. Referente a lo
anterior, Tania Madriaga, directora de la Secretaría Comunal de Planificación
(Secpla), afirma que “necesitamos producir ciudad para los y las habitantes que
han sido excluidos de la posibilidad de acceder a suelo, vivienda y servicios.
Este fenómeno tiene su origen en la especulación que segrega y concentra la
propiedad y en una política del Estado que ha dejado en manos de los privados
con fines de lucro la planificación territorial y las soluciones
habitacionales”

 

El alcalde de Valparaíso, Jorge Sharp, destacó la
importancia de la situación que viven las familias que habitan los campamentos
en la comuna y la iniciativa impulsada por la alcaldía afirmó que “por la
realidad de nuestra ciudad el tema de la vivienda es una prioridad. Estamos
explorando diferentes alternativas para que porteños y porteñas puedan no solo
acceder a mejores casas sino también a barrios con servicios dignos como se
merece cualquier persona que habite Valparaíso. Así como creemos que hay que
densificar el plan, también estamos convencidos de regularizar una serie de
campamentos porque allí se han ido construyendo soluciones habitacionales por
comunidades que no han contado con el apoyo del Estado. Nuestra convicción es
revertir esa situación y por eso nos hemos puesto a disposición haciendo uso de
todos los instrumentos que están a nuestro alcance”.

 

El cronograma que maneja el municipio es, en este
primer trimestre, seguir regularizando el polígono  del incendio de Rocuant, con cuatro
campamentos históricos y que no tienen servicios básicos como el campamento Las
Torres, Sor Teresa, El Diez y Sin Nombre 14. Lo que se pretende es desarrollar
el proyecto de loteos de terrenos de aquí hasta abril. Esta medida lo que
permite es ganar tiempo dado que lo realiza un equipo social, jurídico y
técnico del propio municipio, y no por medio del procedimiento administrativo
del programa asentamientos precarios que implica un proceso de licitación que
es más largo, y con ello poder iniciar el proceso para los estudios de
especialidades para los proyectos de urbanización y finalmente la ejecución de
las obras de urbanización lo antes posible. Cabe señalar, que tanto los
estudios de espacialidades cómo la ejecución de las obras de urbanización,
serán financiadas por SERVIU y el programa asentamientos precarios, institución
que tiene la facultad para ello.

 

Frente al plan de la municipalidad, Tania Madriaga
comenta que “como municipio estamos haciéndonos cargo de regularizar
asentamientos, en los que los y las habitantes han realizado su aporte a la
producción de ciudad, transformándolos en lugares con habitabilidad orientados
por el concepto de Unidades Urbano Ambientales, ya que se encuentran emplazados
en zonas que permiten valorar el aporte patrimonial del paisaje de Valparaíso,
de sus quebradas y cuencas al ordenamiento urbano. En resumen se trata de
regularizar campamentos teniendo en cuenta el orden natural y el valor de sus
cuencas como un sistema integrado que permite 
sostenibilidad en los territorios de la parte alta de Valparaíso”.

 

Este plan tiene como fin generar un plan de dotación
de suelo urbanizado, permitiendo la integración urbana de sectores más aislados
de la ciudad puerto, en terrenos que sean propiedad de la Municipalidad de
Valparaíso, con el debido sentido de urgencia que los vecinos y vecinas
requieren.